Un dúo llamado Los Planetas (por Fernando Fuentes)

Un dúo llamado Los Planetas (por Fernando Fuentes) 12809565 1137127909653455 4378659656760148043 n

No contar con Eric -ni Banin o Julián- para la gira de 20 aniversario de la publicación de ‘Una semana en el motor de un autobús’ es un error grave, incomprensible y caprichoso que puede suponer el primer paso -notorio, público y oficial- para la desintegración de Los Planetas como lo que ha sido siempre: una banda de rock.

Bueno, desde siempre no; desde que Eric Jiménez, allá por 1998, cogió por la pechera al resto del grupo de Granada y los convirtió en eso: algo más que pop. Y fue precisamente en la composición y grabación de este disco -que ahora se recupera en directo- en el que no estará uno de los máximos responsable de que dicha colección de fascinantes temas -que sustancian hasta el momento el mejor disco de Los Planetas y uno de los más laureados y redondos de la historia contemporánea del pop-rock nacional- por una decisión que nadie entiende y que ha tomado Jota con, se supone, la aquiescencia de Floren, léase el “núcleo duro” de los granadinos; o lo que es lo mismo: los que estaban desde el principio, los que cobran diferente al resto y toman las decisiones más trascendentes, importantes y, en este caso, demenciales. Sí, “el jefe” se ha vuelto a equivocar, como pasa muy a menudo, casi siempre, menos cuando compone maravillosas canciones, cosa que sigue haciendo como queda constancia en el reciente y notable ‘Zona Temporalmente Autónoma’. Por cierto, que no esté Julián en esta gira no sorprende a nadie, incomprensivamente nunca ha sido considerado “un planeta” por parte de la banda, al menos por “el jefe”.

Salir a tocar “el motor” sin Eric, sobre todo, no tiene sentido. Ese disco le debe mucho al mejor batería del indie nacional de siempre jamás, así reconocido -desde hace décadas- por prensa y fans. No habría sido posible sin él y ahora, sin más explicaciones al menos de cara a los seguidores, se le aparta en la conmemoración de su aparición en el mercado. Subir al escenario a encarar temas en los que la pegada de Eric supone un alto porcentaje de su brillantez, novedad y encanto es absurdo. Lo del piano y el quinteto de cuerda, o lo de la orquesta sinfónica y los coros, está muy bien, pero sin Eric -ni Banin– esto es una astracanada sin fuste. Un desprecio insultante. A ellos y a nosotros. Como también lo es mantener un discurso anticapitalista, rozando lo iluminado y mesiánico, y dejarse querer por Vodafone, Tidal y Spotify dejando a gran parte de la fiel parroquia planetera -algunos han asistido a más de 30 conciertos de la banda, en las más diversas condiciones y resultados- en un segundo plano a la hora de acceder a sus bolos. La gente está cabreada. O se es, o no se es.

Conocida es, desde hace años, la turbulenta y explosiva relación entre Jota y Eric. Es algo hasta visible y palpable en cada uno de sus conciertos, en los backstages de los festivales y en los viajes que hacen por separado. Siempre. Pero con esta decisión de “cargárselo” -para esta importante cita con esos fans que no entienden a Los Planetas sin Eric -y sin Banin– todo parece haber tocado fondo. Ya nada será igual. Los seguidores “pata negra” de la banda, desde hace más de 20 años, desde el ‘Medusa EP’ o el ‘Super 8’ exigen una explicación al respecto. Y están en su pleno derecho. No vale con una breve nota en Facebook -dictada por un avispado comunity manager- en el que se dicen verdades a medias. Y se miente, con alevosía y descaro, al decir que la banda granadina tocará “el motor” cuando faltarán sobre las tablas tres de sus componentes. Y, sobre todo, quieren saber por qué no está Eric tocando la batería en esta gira. Curiosamente en las RRSS oficiales del combo solo se reclama su presencia, apenas la de Banin y nada la de Julián. Tampoco parece justo, pero las cosas son así y el público es soberano, faltaría más.

Al parecer, Jota si lo seguirá “aguantando” en la gira paralela de ‘ZTA’ -a él y al resto- pero parece más feliz encima de un escenario si no tiene detrás, marcando el tempo y el ritmo, al que ha sido -y es- uno de los fundamentales pilares de Los Planetas desde que entró en un grupo al que cambió y mejoró, dándole contundencia, fijeza, fiereza y esplendor.

¿Estamos ante el principio oficial del fin? No se sabe, ojalá no sea así.

Larga vida a Los Planetas… pero siempre con Eric, Banin y, si no es mucha molestia, Julián.

Texto: Fernando Fuentes/ 9 de junio_2018

Un dúo llamado Los Planetas (por Fernando Fuentes) 34904272 2332494053653969 9171540775253573632 n

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *