Unos cascos Sennheiser para el Día de la Madre

Unos cascos Sennheiser para el Día de la Madre HD 229 purple black nota 2

Sennheiser, compañía especializada en soluciones de audio, ofrece la propuesta perfecta para acertar el Día de la Madre: HD 229 Black y White y CX 215.

Sennheiser HD 229

Estos auriculares ofrecen un sonido extraordinario y han sido meticulosamente desarrollados para garantizar la máxima comodidad a los audiófilos que disfrutan con su música en cualquier lugar y momento.

Concretamente, han sido optimizados para emplearse junto con dispositivos portátiles como el iPod o el iPhone de Apple, así como todo tipo de reproductores portátiles, tablets o teléfonos móviles.

En negro y rojo o en blanco y naranja, ambos destacan por su diadema supraaural, su ligereza y la comodidad de sus cápsulas, que se ajustan individualmente a cada oreja. Técnicamente, comparten reproducción estéreo de alta calidad, una gran potencia de graves y una amplia respuesta de frecuencia.

Modernos y dinámicos, son los auriculares ideales para los usuarios que desean marcar tendencia en todo momento. Y es que, el modelo negro presenta llamativos acabados en color púrpura, mientras que la variante blanca se completa con franjas y detalles en un vibrante tono naranja.

Del mismo modo, destacan por la ergonomía de su diseño supraaural cerrado, gracias al que es prácticamente imposible que el ruido exterior penetre, creando, así, un entorno controlado para obtener un sonido único y sin interferencias.

Por último, HD 229 Black y HD 229 White cuentan con potentes magnetos de neodimio y diafragmas muy ligeros que se traducen en una gran reproducción de graves. Y para aumentar su ergonomía, disponen de un cable en un sólo lado, e incluyen almohadillas extrasuaves para las cápsulas.

Sennheiser CX 215

Además de una gran ergonomía y un estilo urbano y actual, estos auriculares destacan por presentar formas innovadoras destinadas a su perfecta adaptación a los dedos. Con ello se consigue un rápido ajuste y una gran comodidad de uso.

Gracias a sus cápsulas intraaurales, se obtiene una altísima atenuación pasiva del ruido ambiente, mientras que sus componentes técnicos de primera calidad repercuten en una reproducción superior de las frecuencias más bajas.

A todo ello se suma la inclusión de un juego de adaptadores en tres tamaños diferentes (S/M/L) para adecuarse correctamente al pabellón auditivo de cualquier usuario.

Finalmente, Sennheiser CX 215 está provisto de un cable simétrico de 1,2 metros y está disponible en los siguientes colores: azul, bronce, naranja, rojo y verde.

www.magnetron.es

(NOTA DE PRENSA)